Galaxias

Galaxias

Galaxias

 

Nuestra galaxia es una de los cientos de billones que existe en el universo conocido. A través de las vastas extensiones del vacío interestelar las estrellas distantes se mantienen unidas por el largo alcance de la firme atracción de la gravedad. Durante años estas estrellas se han agrupado para formar galaxias que de por sí, son una acumulación de un ciento de billones de estrellas.

Vía Láctea  Los astrónomos hace mucho tiempo lograron dilucidar que la franja de estrellas y polvo que parecía rodear el cielo nocturno sobre ellos era nuestra galaxia, una mancha blanca. Es esa franja de luz colectiva de estrellas que el ojo humano no puede ver individualmente la que fue nombrada por los antiguos griegos como Vía Láctea. Es por esta razón que si hay cien billones de estrellas en nuestra galaxia y cientos de billones de galaxias en el universo se puede pensar que hay más estrellas en el universo que granos de arena en todas las playas del mundo.

astronomia-griega

Los dos tipos principales de galaxias son las espirales (Vía Láctea) con brazos y espirales y un delgado disco central y las elípticas con una forma más o menos esférica y sin brazos .Las espirales poseen mucho gas y polvo estelar en su interior donde nuevas estrellas se están formando en este momento. Las elípticas parecen haber formado sus estrellas hace mucho tiempo por eso no poseen gas ni tanto polvo estelar. Por otro lado son los núcleos galácticos activos, donde yace el fenómeno del Cuásar los que nos permiten observar esas remotas acumulaciones de estrellas. Son esos espectaculares flujos de energía los que permiten iluminar el universo.

Galaxia  Elíptica Galaxia Espiral

Viajando al pasado ya hace mucho tiempo, la materia y la energía que constituirían las galaxias no se hallaban muy lejos. Todo lo que llegó a convertirse en una galaxia surgió de una singularidad gravitacional conocida como Big Bang. Esta expansión del universo nos dice que tuvo un punto de partida en el tiempo. Luego de eso las reglas que rigen el universo comenzaron a conformarse, una de ellas la ley Gravedad. Esto permitió una vez que el universo ya estaba expandiéndose que las partes más densas comenzaran a contraerse dando vida a las galaxias.

Situándonos cronológicamente tendrían que transcurrir cientos de millones de años para que la primera galaxia llegara a existir luego del Big Bang ;sin embargo, no se tiene conocimiento exacto de cuándo sucedió pero se pueden observar galaxias alrededor de un billón de años después del Big Bang considerando el hecho de que solo percibimos la luz que ha abandonado las galaxias hace billones de años. De esta forma las galaxias que observamos tienen una mínima parte de la edad actual, solo un indicio de como eran antes de que existiese la tierra.

Para saber más de las galaxias lejanas tenemos que resolver los muchos misterios que guarda nuestra propia galaxia. Cuando intentamos observar su estructura nos encontramos con la dificultad que estamos dentro de ella y solo podemos ver lo que tenemos dentro. Además hay polvo y gas que estorban nuestra línea de visión por lo que en nuestra posición es difícil observar la vía láctea en cualquier dirección.

En el intento de estudiar la vial láctea con sus 100 mil años de longitud y sus 3000 años luz de espeso núcleo enfocando nuestra atención en su centro repleto de polvo, gas y estrellas viejas encontramos algo verdaderamente tenebroso donde las leyes normales del tiempo y el espacio nos son aplicables. Acechando en su centro y quizá en el centro de todas las galaxias se halla un objeto astrofísico de proporciones inconmensurables en todos los sentidos. Donde la gran cantidad de masa dentro de su volumen tan pequeño ejercen una fuerza gravitacional inimaginable lo suficientemente fuerte como para devorar incluso la luz. Es esta región en el centro de nuestra galaxia de la que nada escapa es el punto sin retorno, un súper masivo agujero negro con 4 millones de veces la masa de nuestro sol el que sostiene la Vía Láctea y las demás galaxias por completo.

Impresión artística de agujero-negro_supermasivo

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario